viernes, 7 de noviembre de 2014

El Sol paso a paso, un clásico, un milagro


Viernes 7 de noviembre 2014. He levantado la persiana a las 6'57h. y ya clareaba la noche. He visto salir algunas barcas de puerto y cómo se apagaban las luces de las farolas, al tiempo que el horizonte se iluminaba de oro rosas y naranjas entre pequeñas nubes alineadas.


La pequeña barca de pesca que parece hacer guardia cada amanecer para pescar el instante en que el Sol aparece con su curva de oro y rubí en el azul horizonte. Es el instante sagrado, el instante del milagro. Un clásico.


Y mi cámara preparada para captar ese instante, intentando captar las mismas luces y colores que capta mi mirada sin la cámara. Disparo y descanso un momento para saludar al Sol, sonriéndole, alzando las manos y cerrando los ojos, imaginando que me baña con su luz deslumbrante.


Abro los ojos y me sigue deslumbrando, deslumbrándose a sí mismo, mirándose en su espejo matinal de agua salada como si nunca se hubiera visto. Las gaviotas pasan como si lo peinaran, los colores toman intensidad difuminándose paso a paso para convertirlo todo en oro blanco. Un instante de alquimia espontánea. Quien capta ese instante, es mirada afortunada.


Otro día limpio y bonito de otoño. Ayer decía una amiga de Facebook que éstas fotos de amaneceres y atardeceres ya son un clásico. Casi cada día, desde hace años, publico una o dos fotografías en Facebook, a veces publico alguna más aquí en el blog: Voy a renovarme para dejar de ser clásica, le dije a mi amiga. Pero es que el sol es un clásico, día tras día en nuestras vidas... ¡Y que no cambie!

Sí, podría hablar de política, eufórica de tanto protagonismo que toma día a día en la mayoría social. La política es un clásico también, pero es fea, cada día se muestra más antiestética, confusa, sucia... Da igual si hablas que si no hablas, parece que se ha convertido en un tic social, un código de barras por donde debes pasar si quieres aparentar, protagonizar, sentir que formas parte de la sociedad...

Quizá hable otro día, pero hoy viernes 7 de noviembre me quedo con mi clásico, con el milagro de cada día, el verdadero milagro de nuestras vidas. El Sol, paso a paso.

Texto y fotos

© EVA HUARTE

No hay comentarios:

Publicar un comentario